Un pene mutilado fue hallado este martes dentro de un frasco de vidrio en una vivienda de nuestra ciudad y ahora el personal de la Policía provincial investiga las causas por las cuales se produjo este hecho.

Fuentes policiales informaron que el miembro estaba en una casa situada en la calle Maipú al 6300, entre calle 17 y Avenida del Valle y fue hallado por un joven jardinero que cortaba el pasto en el lugar, convocado por la dueña de la vivienda.

En el caso tomó intervención la Fiscalía Descentralizada que realizó las pericias para tratar de determinar el origen de los restos humanos. Asimismo, los investigadores tratan de determinar cómo y por qué había un frasco con un pene en el frente de esa vivienda que tiene una especie de parque.

El recipiente roto habría actuado como cobertor del miembro y por eso se encontraría conservado. Personal de la Policía Científica bonaerense concurrió más tarde al lugar para periciar la zona y también luego determinar que esos restos sean humanos, como a priori parecería, según las primeras interpretaciones que realizaron los investigadores. La Fiscalía instruyó una causa por «Hallazgo de restos humanos».

Los investigadores no descartan ninguna hipótesis y reconocen que el hallazgo abre una «ventana muy amplia» de posibilidades. «Al estar en el frasco, estos restos podrían conservarse por bastante tiempo», razonaron.

Serán clave las conclusiones que arrojen en las próximas horas los estudios de la Policía Científica para determinar, por un lado, si el origen del pene es humano y tener otro detalles de las características del líquido donde se conservaba el miembro.