En la jornada de ayer el secretario de Planeamiento, Obras y Servicios Públicos, Gustavo Torres, y el subsecretario de Obras Públicas, Nicolás Álvarez Quintero, recibieron la donación de cien tapabocas.

La colaboración llegó de parte de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, a cargo del obispo Tarcisio González. Esos elementos de protección serán distribuidos entre los agentes que se desempeñan en el obrador municipal.